¿De qué se trata?

Son muchos los disparates que se leen en los periódicos, se escuchan en la radio y la televisión (como el día de la procesión de la Divina Pastora, en Barquisimeto) o se ven en diversos textos expuestos al público.

Ciertas imprecisiones en el uso del lenguaje pueden ser hasta normales en las conversaciones con familiares y amigos, pero injustificables a través  de los medios de comunicación donde también se está haciendo habitual la presencia de errores de otro tipo que, en ocasiones, pasan por varias manos y ojos y así  son publicados sin que tampoco se ofrezca algún tipo de enmienda posterior con lo que el “pelón” persiste.   

Por ejemplo, quien haya vivido cierto tiempo  en Barquisimeto sabe que las avenidas Venezuela y Lara no se cruzan en ningún lugar, sin embargo una supuesta intersección entre ellas ha sido señalada como escenario de algún acontecimiento. También sabe que la iglesia San Pedro, ubicada al lado del colegio del mismo nombre, no queda en la carrera 19 con calle 16 (como publicó El Informador el lunes 28-01-08, pág. C-8).   

Es conocido también que la mayoría de las emisoras de radio basa sus noticieros en las informaciones publicadas por los periódicos, por ello muchas personas afirman que antes de llegar a sus sitios de trabajo ya saben lo que trae la prensa (errores incluidos) porque lo han escuchado por la radio. Esta práctica contribuye a su vez a la extensión del error porque éste  puede pasar incólume ante la vista de redactores y narradores hasta llegar a más de un desprevenido receptor, que iría a visitar la iglesia San Pedro en el otro extremo de la ciudad.   

Y así podríamos seguir aportando ejemplos de esas equivocaciones, “gazapos” o “lapsus”, como se les denomina,  algunos de ellos producto de la rapidez exigida, pero eso lo haremos en el futuro a medida que los vayamos encontrando en los medios  masivos, principalmente en los de Barquisimeto, y empecemos a “reventar” a periódicos, revistas, radios, televisoras, libros y otras formas de comunicación.   

También es probable que ustedes los encuentren y los señalen en este espacio, porque  como dije antes pueden ser frecuentes y sin consecuencias en las conversaciones informales y la mayor parte de estos textos personales  no pasan de ser eso…    

Anuncios

7 comentarios to “¿De qué se trata?”

  1. Bobby Says:

    Yo digo que las observaciones hacen mucha falta así no les paren pelota después. La raya duele y esperaré tus artículos

  2. Adri Says:

    Nada mejor que un ojo y un oído bien entrenados para reventar a esos ‘descuidados’ de la comunicación… a ver si van aprendiendo, así sea a los trancazos :p

    Bienvenido!

  3. el loco Says:

    Bienvenido y estaré pendiente de esos “chinazos”
    Saludos

  4. Marcel Says:

    gran idea, cada día hay tela que cortar particularmente lo hago con Carla “metelapata” Angola, aunque sus comentarios pecan más en el contenido que en lo pronunciado

  5. Bel Says:

    Gran concepto para una bitácora. Y yo, que soy fan del blog de Ana, de seguro visitaré diariamente éste, por aquello de la genética.

  6. Oz Says:

    Que bueno que exista un espacio así. Mi alter ego es Elmer Fudd, cazador de gazapos (que no de conejos) y le caigo encima a los autores que no revisan lo escrito ni por casualidad.
    No es necedad, es necesidad hacer esto.

  7. el henrique Says:

    feeeli! feeeeli! feeeli! feeeli!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: